misiones ortodoxas

La sorprendente misión del desierto de Turkana

mision en turkana

Kenia, Diócesis: Diocese of Kenya

El Domingo, 22 de junio 2014, SE el Metropolitano de Kenia Makarios consagró una nueva iglesia, dedicada a apóstol Pedro, de acuerdo a la voluntad de los donantes estadounidenses.

Esta región está habitada en su mayoría por africanos de la tribu Turkana, la Iglesia Ortodoxa de Kenia ha llevado a cabo una gran obra misionera y evangélica durante años. Su Eminencia Makarios llevó esta campaña de amor y de divulgación, viajando durante dos días para llegar allí, donde se encuentra el gran lago Turkana, en la frontera con Somalia y Etiopía. Él realizó los primeros bautismos del grupo en el gran lago y después nombró como catequistas a algunos egresados ​​de la Escuela Patriarcal, que antes fueron ordenados y hoy sirven en diversas partes de la región. Los cuatro sacerdotes trabajan con mucho éxito, ya que son piadosos, fieles, celosos de su fe, humildes y entusiastas; por lo que fueron capaces durante este periodo de hacer una obra maravillosa; por es razón, las parroquias se incrementaron y los fieles se multiplicaron por toda la región de Turkana.

ke2

Después de la consagración el Domingo, Su Eminencia Makarios puso la primera piedra de la tercera iglesia, dedicada a San Nicolás. Allí operan escuelas primarias y jardines de infancia, y se proporciona comida gratis a los niños. Además, se han estado perforando pozos y se está proporcionando agua limpia a los habitantes de la región. El Centro de Misión Cristiana Ortodoxa ha contribuido con decisión y exclusivamente al desarrollo de la región. Grupos de jóvenes y sacerdotes vienen regularmente para catequizar y ayudar en la obra de evangelización de la tribu.

KE1

Todos los sacerdotes de la región, así como otros de América y Nairobi participaron en la consagración. Fue un día especial para los Turkana, ya que la iglesia fue construida en medio de la nada, pero hay muchos que han sido exhaustivamente catequizados y convertidos a la ortodoxia.

El mayor problema que azota esta zona del desierto es la sequía constante. Cuando Su Eminencia el primero visitó la región para llevar a cabo los primeros bautismos del grupo, no pudo hacerlo, debido a que los lagos y los ríos se habían secado. De hecho, una vez la gente estaba en la desesperación debido a la aridez,  entonces bendijo el agua y leyó una oración especial y Dios hizo llover tanta agua que los lagos y ríos se desbordaron y la gente comenzó a pedir al obispo que dijera al Dios en el cual creía y al que había rezado; el que escuchó sus oraciones e hizo el milagro, para que parase, porque el lugar se había inundado. Nosotros pedíamos agua, pero esto es demasiado”, le dijeron. ¡Bendito sea el nombre de Dios!

ke3

En conclusión, esta reciente visita demostró que los sacerdotes de la tribu Turkana trabajan con un celo ejemplar, con profunda fe y devoción absoluta. La obra del Señor y la ortodoxia se promueve y la tribu de Turkana se regocija con la buena nueva y con una gran alegría.

Versión en español por hipodiácono Miguel P. (H.M.P)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s